vendredi 16 novembre 2007

Polvo redentor: a proposito de Facebook

Se llenan miles de paginas y blogs con sus sucesos. El Facebook o pagina de relaciones sociales es un enigma. Se ha escrito tanto de ella y se ha popularizado mas aun, que me rehuse siempre a dedicarle alguna linea o entrada dentro de mi propio blog. Sin embargo, ahora que estoy de “reentré”, decido que es el mejor momento para expresar mi opinion acerca de este fenomeno. Digo fenomeno, porque pienso que es algo pasajero. Pronto vendra alguna otra pagina y todos olvidaremos Facebook, como lo hicimos con My Space o alguien se acuerda ya de ese cadaver? Sin embargo, si creo en la importancia que tienen para nosotros y las nuevas generaciones, las paginas de relaciones sociales y no son una moda pasajera sino que seguiran estando de moda por mucho tiempo.

Soy usuario de Facebook desde hace muy poco, en concreto diria que hace como tres semanas que abri mi perfil. Aun antes de abrirlo ya tenia varias peticiones de amistad de amigos reales que sucesivamente me habian hecho en algun momento de sus vidas la invitacion. Recuerdo todavia una conversacion que tuve con una de mis mejores amigas donde le decia que me rehusaba a seguir abriendo mas perfiles, pues ya tenia en Zorpia, Friendster, Ringo, MSN Space, Myspace y otros tantos mas, en los tres blogs que habia tenido o tengo. Me rehusaba a que mis datos siguieran navegando en un mundo virtual donde gente que no conozco me escribe que deseaba ser mi amigo o que le gusta tal o cual foto mia. Reconozco que al principio es algo positivo que alguien que solo vea tu silueta quiera ser tu amigo, luego te das cuenta que es la estupidez mas grande del mundo pensar que se es amigo, solo a traves de un perfil.

El dilema del ser humano, la tecnologia y el mundo actual a traves del tiempo es el mismo; ¿como relacionarnos? De ahi que ahora no pasemos tiempo en “la calle” y si “online” esperando que un simple mensaje nos lleve a un polvo redentor. Si, eso quieren y buscan todos. Los adultos jovenes, los adolescentes, los medio experimentados y los mayores. Formar una red de contactos e incluir en ella aquellos posibles “matchs”, en mi vocabulario, polvos redentores, para otros ‘whatever i can get’.

Escribia Mayra Montero, “No me interesa ninguno de esos remolinos cibernéticos que le chupan a uno el alma y la intimidad”. Yo añadiria, que sublevar la concepcion y el pensamiento de las paginas de relaciones solo a la adiccion que pueden causar, hace que la critica caiga en la irrelevancia y se acuse al critico de hablar desde el desconocimiento.

Desde que resido en el exterior, he sentido la necesidad de mantaner a mis amigos. A los reales, esos de toda la vida y que desde hace 4 años, veo muy poco y comparto esporadicamente con ellos. Tengo necesidad de hablarles y comentarles como siento. Decirles si me va bien, mal o simplemente que me encantaria irme a tomar algo con ellos, pero no es posible. A ellos, si los tengo en Facebook. Le decia a una amiga, que los verdaderos amigos no deben verse todos los dias, sino extrañarse todos los dias y Facebook, me permite ese pequeño contacto con el mundo donde ellos estan.

No todo es tragico, pero tampoco todo es rosa y en mi caso, lo tengo muy claro, solo añado y acepto gente con la que tengo contacto frecuentemente. No tengo fantasmas entre mis amigos, no tengo un cementerio por perfil . No me interesa la tonteria de ver quien era amigo de quien y le paso tal o cual cosa, para asi quedarme en el circulo pequeño de la chismoseria. A mis amigos, me interesa mantener el contacto diario de nuestras vidas en su instinto mas cotiadiano para que no perdamos nuestra amistad. A mis amigos, los reales, os regalo este escrito, a proposito de Facebook.

DER SUESSER UND ICH...

DER SUESSER UND ICH...
HOTEL DE VILLE-PARIS